Causantes de distrés dentro del aula educativa.

El distrés es un tipo específico de estrés que produce problemas en la persona y se diferencia de otros tipos de estrés benignos precisamente por su carácter patológico.

El estrés no siempre se percibe como algo maligno: actualmente se tiende a distinguir entre el estrés positivo, conocido como “eustrés”, y el negativo, llamado “distrés”.

Consecuencias del Distrés

En el campo de la medicina, el distrés (o distress en inglés) es un estado de angustia o sufrimiento en el cual una persona es incapaz de adaptarse a factores amenazantes o de mucha demanda. Algunas de sus características o consecuencias incluyen:

  • Preocupación constante.
  • Taquicardia.
  • Respiración agitada.
  • Movimientos estereotipados.
  • Cuerpo tenso.
  • Molestias estomacales.
  • Fumar, comer o beber en exceso.
  • Sentimientos o pensamientos negativos.
  • Temblor de manos y/o piernas.
  • Sequedad de la boca.
  • Tartamudeo o dificultades en la expresión.
  • Inseguridad.
  • Ganas de llorar.

Distrés en el Entorno Educativo

En el entorno educativo, diversas situaciones pueden causar distrés en los estudiantes, afectando a su bienestar y rendimiento académico. Algunas de estas situaciones incluyen:

  • Realización de pruebas o exámenes.
  • Exposiciones orales frente a los compañeros o profesores.
  • Responder preguntas del profesor.
  • Participar en coloquios y debates.
  • Asistir a reuniones con los docentes.
  • Sobrecarga académica.
  • Competitividad entre compañeros.
  • Trabajar en grupo.

Originally posted 2019-11-27 06:00:00.

Te puede interesar  Generalizar las estrategias compensará dificultades del TEA.
error: Contenido protegido