La agenda como apoyo cotidiano de la persona con síndrome de Asperger.

La mayoría de adultos y adultas dependen totalmente de su agenda, anotando horas, fechas de reuniones, recordatorios de cumpleaños, etc. Adoro las agendas físicas, aunque también uso el calendario del teléfono.
Como soy de las antiguas, cada año cojo la agenda y voy página a página mirando hasta encontrar una fecha o dato importante. Luego lo escribo en la agenda del año siguiente.
Mi familia piensa que soy una antigua, pero cuando se les rompe o pierden un teléfono o dudan sobre una fecha… ¡Acuden a mi súper detallada, abarrotada y requete-escrita agenda!
El fallo en las funciones ejecutivas puede impactar significativamente en la regulación emocional de las personas con TEA. Esto se manifiesta en rabietas, ira o negativa a trabajar cuando las cosas no salen como se esperaba.
El uso de las agendas en personas adultas con síndrome de Asperger es tan eficaz como en los estudiantes. Nos apoyamos en ellas para organizar nuestras rutinas y anticipar los cambios.
A cada edad le damos un uso diferente, pero los adultos también escribimos nuestras obligaciones y fechas importantes en la agenda. Nos ayuda a mantenernos organizados y preparados para lo que viene.

Como soy de las antiguas y, lo crea o no, se me cruzan las fechas si intento recordarlas mentalmente, cada año cojo la agenda y voy página a página mirando hasta encontrar una fecha o dato importante (suele estar en rojo o marcado) y entonces lo escribo en la agenda del año siguiente para que no se me olvide un cumpleaños, una conmemoración, una fecha memorable… La agenda del móvil no me hace gracia (pero esto es una cuestión de gustos) pero la “tipo libro” me ayuda mucho a organizarme, anticipar, preparar proyectos, etc. Mi familia piensa justo eso, que soy una antigua, pero cuando se les rompe o pierden un teléfono o dudan sobre una fecha… !Acuden a mi súper detallada, abarrotada y requete-escrita agenda!

El Uso de Agendas en Adultos con Síndrome de Asperger

El fallo en las funciones ejecutivas puede tener un impacto significativo en la regulación emocional de las personas con TEA. Esto puede manifestarse en rabietas, ira o negativa a trabajar cuando las cosas no salen como se esperaba. Por lo tanto, es crucial abordar estos déficits para promover un funcionamiento adecuado en entornos sociales y académicos.

Te puede interesar  Trastornos del habla, lenguaje y comunicación. SAAC.

El uso de las agendas en las personas adultas con síndrome de Asperger se ha demostrado tan eficaz como el uso de la agenda escolar o de paneles de planificación en los y las estudiantes. A cada edad le damos un uso diferente pero de igual forma que los niños/as escriben sus deberes, los días internacionales que les afectan (el día de la paz, el día del niño, los festivos locales, regionales y nacionales, etc.) y sus datos personales, las cositas que para ellos son importantes, los adultos y adultas nos apoyamos en la agenda (ya sea física o electrónica) tanto para organizar nuestras rutinas como para anticipar los cambios.

 

error: Contenido protegido